3/ miércoles - mayo de 2017

Semana 18. 123-242
Felipe.

El estereotipo dice que los vikingos, fieros guerreros nórdicos, eran violentos y extremadamente crueles con sus víctimas, y que se dedicaban exclusivamente al pillaje portando el característico casco rematado por cuernos. Si bien es cierto que los vikingos no eran una excepción en un periodo, la Edad Media, de extrema violencia en todo el viejo continente, se trata de una imagen distorsionada. En realidad la historia de los vikingos fue fundamentalmente escrita por sus víctimas, que no dudaron en exagerar el lado más cruel d estos hábiles comerciantes inmortalizando sus saqueos. Más leña al fuego aún echó la literatura romántica en el siglo XIX contribuyendo a forjar el retrato robot del vikingo estándar distinguido con el característico casco de cuernos. En realidad no existe absolutamente ninguna evidencia de que estos existieran nunca. Fue el pintor August Malmström quien a mediados de ese siglo representó a los vikingos por primera vez con estos cascos para ilustrar La saga de Frithiof, un poema épico que acabaría definiendo el estereotipo visual del vikingo bárbaro. Richard Wagner hizo el resto con El ocaso de los dioses, que contenía numerosas referencias a la mitología nórdica. En realidad, solo se conserva intacto un casco de la era vikinga, datado en el siglo X, y que nada tiene que ver con los fantasiosos cascos románticos de Malmström. Es cierto que se han hallado ocasionalmente cuernos entre los ajuares funerarios de algunos guerreros vikingos, pero solo se trataba de objetos de prestigio utilizados como recipientes para la bebida.
.- Todos los capítulos de Tantos hombres y tan poco tiempo

No hay comentarios: